ENCUENTRO DE SIXTIES DE LA PROMOCIÓN DEL 1973 (JUAN F. GOULA)

El lunes siguiente Alfonso Auguet me comenta: “Cuando llegué a casa me di cuenta que acababa de pasarme casi cuatro horas seguidas de pie saludando y hablando con los compañeros del colegio sin que tuviera idea la menor noción del tiempo”, y es cierto, parece que para muchos fue como el “rato de un recreo” y éste en realidad había durado desde las nueve de la noche hasta casi la una de la madrugada. 

Otro comentario posterior al encuentro ha sido: “Nos faltó tiempo para saludar a más compañer@s, o para hablar más con algunos reencontrados muchos años después, pero lo dejamos para próximos Encuentros ...!”

El pasado viernes 21 de octubre, nos reunimos más de setenta compañeros de la Promoción de 1973 en el Círculo del Liceo. La excusa que se buscó fue que a final del año, hasta el más joven de la promoción será Sixtie, pues se trata de la promoción de los que nacimos en el 1956 o antes.

Xavier Pintó, que abandonó el colegio acabado tercero de bachillerato, justo superado al padre Forteza y las declinaciones de latín, me pasó una nota de agradecimiento a los organizadores incluyendo el siguiente comentario:
La reunión me dio la oportunidad de reencontrarme con Valls Mora que no veía creo desde el colegio, con Roig que también habíamos sido amigos, Bou que sigue manteniendo relación con mis hermanos abogados, Castellví, Amigó, Ginebreda, Estruch, Huerta, Puig y muchos otros. Es curioso como  después de tantos años mantenemos una personalidad muy parecida a la de la infancia. Amigó, por ejemplo, tiene el mismo talante, simpático y abierto, con cierta ironía, etc. Me pareció también un hecho muy notable poder ver al padre Roigé y  al hermano Benedetti y ver que aún tienen una buena capacidad de oratoria. Fue una experiencia fantástica y me gustaría que pudiéramos repetirla en un futuro no tan lejano. Cuenta conmigo si vuelves a convocar.

¡Qué decir de las niñas de COU! –salvedad para profanos: la promoción del 1973 fue la 2ª promoción en la que se incorporaron féminas en nuestro colegio-, siguen siendo tan guapas, alegres y simpáticas como cuando se colaron por aquellos pasillos y aulas antaño exclusivamente masculinos. ¡Qué vivencias debieron de tener en aquel único año de San Ignacio como para sentirse tan de la promoción como los que pasamos casi una década en el colegio!

De este agradable encuentro han salido –además de muchas emociones- impulsos para realizar diversas actividades sacando partido del “expertise” de nuestra promoción:
  • Esperamos con ilusión un “Tast de Formatges”, donde esperamos que nuestro experto compañero Enric Canut, nos muestre una pizca de lo que sabe un “mestre formatger”. 
  • Se está preparando que, en cuanto su agenda lo permita, y en coordinación con la Asociación de AA.AA San Ignacio, para que Ángel Boixareu dé una charla sobre “el origen de la Unión Europea, cómo funciona y las ventajas que aporta”, en su condición de Secretario General del Consejo Europeo en Bruselas. 
  • Partiendo de la generosidad de los compañeros que han aportado a la “fila cero” en la organización del encuentro de la promoción, se ha podido hacer entrega a la Asociación de AA.AA San Ignacio de un importe de 500 €uro para que les dé destino a la Fundación de Becas o cualquier otro que estime más conveniente.
  • Son vari@s compañer@s que del reencuentro despertaron “viejos tiempos” y han decidido volver a verse en breve y poner en común experiencias y aficiones que acaban de descubrir que comparten. 

Debemos agradecer a nuestro compañero Ignacio García-Nieto, presidente del Círculo del Liceo, el habernos brindado un marco tan extraordinario para celebrar el encuentro de la promoción. El inconveniente es que nos pones un listón muy alto, Ignacio, para superarlo en próximos encuentros. 

También agradecer a la Asociación AA.AA San Ignacio por su apoyo en localizar a compañeros a los que no teníamos acceso por falta de información, y especialmente a su Presidente, Andrés Espinós por su apoyo y por facilitarnos la presencia de educadores de grato recuerdo y que los mismos nos pudiesen dedicar algunas palabras: ¡Gracias Padre Roigè, gracias Emilio Benedetti, gracias Rafa Méndez por compartir vuestro tiempo con nosotros. 

Imposible dejar de lado un agradecimiento expreso a nuestros compañeros Ana Carceller y Pedro Nogués que se hicieron cargo del “marrón” que es levantar un encuentro como éste. 

Mensaje a otras promociones: ¡no dejéis pasar en vano el tiempo y recuperar a vuestros compañeros!, es una experiencia mucho más grata de la que uno se puede imaginar, y no olvidar que “Tenemos dos vidas y la segunda comienza cuando te das cuenta que sólo tienes una”.

Juan F. Goula